Suman 96 horas de mala calidad del aire

0
244
PUBLICIDAD

En las últimas 96 horas el Valle de Puebla registró mala calidad del aire por la presencia de partículas hasta 300 por ciento por arriba del límite de la norma, de acuerdo con el reporte del Sistema Nacional de Información de la Calidad del Aire (Sinaica).

Ayer lunes 13 de abril resultó el día con mayores problemas de contaminantes suspendidos, ya que la estación Agua Santa capturó información de 212 microgramos por metro cúbico de partículas menores a 10 micras, cuando el límite es de 75.

PUBLICIDAD

En las últimas 96 horas el Valle de Puebla registró mala calidad del aire por la presencia de partículas hasta 300 por ciento por arriba del límite de la norma, de acuerdo con el reporte del Sistema Nacional de Información de la Calidad del Aire (Sinaica).

Ayer lunes 13 de abril resultó el día con mayores problemas de contaminantes suspendidos, ya que la estación Agua Santa capturó información de 212 microgramos por metro cúbico de partículas menores a 10 micras, cuando el límite es de 75.

Las estaciones de monitoreo ambiental localizadas en la capital del estado arrojaron hora por hora, en el sistema de Sinaica, que el Día de las Madres el valor más alto ascendió a 192 microgramos por metro cúbico.

Después de 24 horas no cedió la presencia de este tipo de partículas con el registro más alto de 169/75 en la estación Agua Santa, y el 12 de mayo de 174 en la misma unidad de medición.

Las partículas identificadas como menores a 2.5 micras también registraron valores por arriba de la norma, según el sitio oficial de Sinaica con base en los resultados que obtiene de las unidades poblanas.

En este caso igualmente se duplicaron o triplicaron los reportes, ya que ayer en la estación Agua Santa ascendió a 92 microgramos por metro cúbico, cuando el límite para este parámetro es de 45.

Pero el 11 de mayo registró 113/45 a las 23 horas y de 150/45 el 10 del mismo mes, a las 12 horas, en la misma unidad de monitoreo ambiental.

 

La presencia de los dos tipos de partículas se caracteriza por la formación de una bruma que cubre la mayor parte de la ciudad, mayormente visible en las primeras horas de la mañana y la tarde.

Las partículas PM10 son de tipo grueso, mientras que las PM2.5 son finas, polvos que permanecen en el ambiente.

Raciel Flores, director del área de Química de la UPAEP, advirtió que se trata de una condición que prevalece en la parte central del país, principalmente en los estados de Puebla, Estado de México, Hidalgo y la Ciudad de México.

“Está relacionado con la presencia de partículas suspendidas, por eso se aprecia esa bruma tan rara y que prácticamente prevalece durante el día, aunque disminuye hacia las seis de la tarde,” expresó.

“En el caso de la Ciudad de México y Puebla, son condiciones asociadas a la presencia de ciertos contaminantes producto de combustibles fósiles, y estoy hablando de las emisiones de los vehículos automotores en las horas pico,” comentó.

Flores expresó que las partículas suspendidas igualmente se componen de cenizas, en este caso emitidas por el volcán Popocatépetl, así como gases de la industria.

El académico comentó que prevalecerán estos residuos en el ambiente, dentro del Valle de Puebla, debido a la falta de lluvia y que las ráfagas de viento son débiles y no movilizan los
contaminantes.

“Hay dos condiciones meteorológicas que nos permitirán mejorar esa calidad del aire: que se presenten de manera permanente las lluvias; y la otra es la dominancia (sic) de los vientos. Dos factores que van a empezar a diluir los problemas de contaminación,” dijo.

EL POPULAR

 

ESTRENA CASA

DEJA UN COMENTARIO

Ingresa tu comentario
Ingresa tu nombre