El Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que, si empiezan a “llover” los amparos contra el Tren Maya tras la licitación del proyecto en diciembre, preferirá no iniciar el proyecto.

“No quisiera yo, que por mezquindades, empiecen a llover amparos y se detenga la obra, que no la terminemos en tres años y quede esa obra a medias, si es así, mejor no la inicio, porque no voy a dejar una obra inconclusa”, expresó el mandatario durante el «Diálogo con el Pueblo Maya Peninsular» en Quintana Roo.

Dijo que está a favor de que se construya el Tren Maya, pero no permitirá que los conservadores la frenen y se tire el dinero o quede inconcluso el proyecto al finalizar su sexenio.

Recordó que el Tren Maya beneficiará al desarrollo de los pueblos y subrayó que durante su construcción se cuidará a la naturaleza.

“Vamos a cuidar la naturaleza y el patrimonio cultural, nos somos irresponsables, depredadores, queremos que haya desarrollo sustentable sin afectar la naturaleza y mucho menos vamos a afectar las zonas arqueológicas, es de esa manera que queremos hacer este tren”, sostuvo.

DEJA UN COMENTARIO

Ingresa tu comentario
Ingresa tu nombre