“Las pensiones para las personas mestizas en el país se entregan a partir de los 68 años mientras que a las poblaciones indígenas se darán desde los 65 años”, dijo el mandatario durante el fin de semana en una gira por Nayarit.

El senador panista por Veracruz, Julen Rementería reaccionó a esta declaración y condenó la diferenciación en estas ayudas, a través de un mensaje en redes sociales.

“Sólo un gobierno profundamente racista repartiría un programa social midiendo la ayuda de acuerdo a la raza de las personas. Esta aberración no se hacía desde que Hitler gobernaba en Alemania“, tuiteó el legislador.

Sin embargo, López Obrador defendió su política al señalar que “la justicia es darle más al que tiene menos, no puede haber trato igual entre desiguales y por eso es a los 65 años”.

“(Los indígenas) trabajan se mal alimentan tienen que caminar kilómetros, sufren mucho, cómo no se les va a dar atención especial, eso la verdad es increíble que suceda en nuestro país, estas actitudes, si eso les molesta a los conservadores, si darle atención preferente a los indígenas es ser racista que me apunten en la lista, y quisiera dar más y todos deberíamos pensar en eso, darle más”, añadió.

FORBES MÉXICO

DEJA UN COMENTARIO

Ingresa tu comentario
Ingresa tu nombre