La cancelación de la Feria Nacional del Chile Poblano es una de las variables que afectaron la comercialización.

San Martín Texmelucan, Pue. La cancelación de la Feria Nacional del Chile Poblano, las festividades patronales de la región Texmelucan-Tlaxcala, las clausuras escolares y las fiestas familiares, por la contingencia sanitaria del Covid-19 están afectando a los productores del picante criollo de la comunidad de San Rafael Tlanalapan, quienes este año verán mermados sus ingresos económicos para el sustento familiar.

Sixto Palomares Vargas, presidente de la Unión de Productores de Chile Poblano de Tlanalapan, Dijo que en la localidad son 300 productores que cosechan 400 hectáreas del picante criollo y llegan a recoger 12 toneladas en verde, de estas el 40 por ciento se comercializa en los mercados locales, carreteras, en casas del pueblo y en la feria nacional del chile poblano, y el 60 por ciento se pone a secar y se guarda, para ser vendido a lo largo del año.

“Hablamos de que al año se cosechan 12 toneladas, de estas se venden en verde 4.8 toneladas y las 7.2 toneladas restantes se ponen a deshidratar para venderlo en seco a lo largo del año, pero por la pandemia se dejaron de vender 3.5 toneladas del 2019 , y en este 2020 se espera comercializar 3.6 toneladas, en mercados locales, a los costados de las carreteras y en las casas, mientras que 8.4 toneladas se quedaran para deshidratarlo, por lo que es evidente que este año no fue fructífero para este sector ” , agregó.

Sin embargo, expresó, este año los productores del picante criollo se están viendo afectados por la contingencia sanitaria del Covid-19, porque al suspenderse las ferias patronales de las comunidades de la región desde el mes de marzo, la gente dejo de buscar y comprar el chile seco para el tradicional mole, de la misma forma sucedió con la suspensión de las clausuras de las escuelas, las bodas, quince años y aniversarios.

Además, subrayó, que al quedar cancelada la 16 edición de la Feria Nacional del Chile Poblano, donde se esperaba comercializar alrededor de 5 toneladas de picante en verde, que son utilizados en la elaboración de los tradicionales chiles en nogada, mole y 50 platillos más , así como la venta por kilo, la afectación a la economía de los productores es mayor, por lo que tendrán que redoblar esfuerzos para poder sacarlo, de lo contrario tendrán que ponerlo a secar.

EL SOL DE PUEBLA.

DEJA UN COMENTARIO

Ingresa tu comentario
Ingresa tu nombre