Se trató de María Martínez Ramos de 26 años de edad, quien el pasado fin de semana le pasaron cosas inesperadas, primero el pasado viernes que comenzaba a sentir los dolores de un embarazo de 39 semanas, acudió al Hospital de la Mujer para poder ser atendida, ahí le indicaron que debía esperar hasta el día lunes pues aun le faltaba tiempo para que diera a luz, a pesar de que las indicaciones era de que fuera cesárea.

Ante la insistencia de que debía de ser natural, ella no soporto los dolores y regreso a casa, dándose cuenta que alguien había ingresado a su casa y que le habían robado, cerca de 10 mil pesos que habían ahorrado para en caso de una emergencia no estaban, pese a eso, la familia decidió llevarla el sábado en la mañana a una clínica particular, pues no soportaba los dolores del parto.

Ahí su bebe nació, la deuda se les indicó que era de 14 mil pesos, por lo que tuvieron que empeñar una motocicleta que tenían por la que le dieron 7 mil pesos, pero las cosas se han complicado para poder solicitar un préstamo y al no dar más dinero a la Clínica Divino Salvador, mantiene a la mujer con suero y con la advertencia de que cada día la cuenta incrementara mil pesos, siendo esta la mayor preocupación.

Hasta el momento la cifra está por llegar a los 10 mil pesos, por lo que solicitan el apoyo para poder recibir aportaciones voluntarias de las personas que así lo puedan hacer a la cuenta de Banco Azteca 4027665723385929; la familia deja en claro que no quieren que les condonen la cuenta, quieren pagar pero a través de una negociación en las que les den facilidades para hacerlo.

Con información de El sol de Puebla

DEJA UN COMENTARIO

Ingresa tu comentario
Ingresa tu nombre